Cuidados y Curiosidades de los Gecko Leopardo【2020】

Cuidados y Curiosidades de los Gecko Leopardo

121

Como lo veíamos previamente, estos animales, que pertenecen a la familia de los Geckónidos, pueden llegar a medir entre los veinticinco y los treinta centímetros de longitud, desde la punta de su morro a la punta de su cola. Su cuerpo se halla cubierto por una piel finísima y granulada que le da al animal un aspecto de terciopelo.  Se puede destacar que el tamaño y grosor de la cola, nos señala el estado de alimentación de el animal puesto que es una de sus reservas de grasa, si esta se rompe se vuelve a regenerar, mas va perdiendo poquito a poco sus colores propios y deja de ser tan atrayente y atractiva.

De igual forma, se puede destacar que si el animal se halla en estupendas condiciones de salud y de nutrición, el Gecko leopardo, puede llegar a medir hasta veinte centímetros de longitud y vivir hasta los dieciocho años de edad. En general, a lo largo de su madurez, tienden a perder su cola, mas esta va a ser sustituida por otra nueva.

svg%3E

En cuanto a su reproducción, a lo largo de la primavera, la hembra Gecko, puede efectuar entre tres o bien cuatro puestas de pero o bien menos 1 o bien tres huevos, los que tienen una cascarilla bastante débil que puede romperse con mucha sencillez. Estos huevos, son depositados en un orificio que ha hecho la hembra en la arena para sostenerlos protegidos y a temperatura adecuada. Pasados cuatro meses, los huevos eclosionarán, dándole vida a las crías que medrarán velozmente.

Si tienes estos animales en tu casa, es esencial que tengas presente que los Geckos pueden padecer problemas de salud como por poner un ejemplo, la osteoporosis, y el enflaquecimiento de los huesos producido por deficientes niveles de calcio. Es por esta razón, que te invitamos a que, el comestible que le ofrecemos a nuestros reptiles, sean espolvoreados con algún género de suplemento de calcio. Es esencial que continúes atento a los síntomas que indican la carencia de este mineral so, debilidad, movimiento lento, extremidades anormales, entre otros muchos.

También es esencial que estemos atentos a las infecciones respiratorias, que pueden ser producidas pues el animal no se halla en un entorno suficientemente caliente, con lo que te invito a que consultes con un especialista para saber precisamente a qué temperatura debes tener a tu animal.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Ir arriba