El pez rape, uno de los peces más extraños y curiosos【2020】

El pez rape, uno de los peces más extraños y curiosos

el pez rape vive a profundidades de 1.600 metros

Alguna vez seguro que has oído charlar del pez rape. Se le llama pe rape a todos y cada uno de los miembros del orden Lophiiformes. Son peces óseos con un aspecto poco usual y acostumbran a dar temor al verlos, puesto que no semejan para nada amistosos.

El pez rape es conocido como uno de los peces más feos que existen dada su apariencia y sus peculiaridades. Este pez tiene unas peculiaridades que lo hacen muy especial. ¿Deseas saber más sobre el pez rape?

Características del pez rape

el pez rape se caracteriza por la luminiscencia

Como se ha citado ya antes, pertenece al orden Lophiiformes. Estos peces acostumbran a tener un aspecto poquísimo usual que los hacen propios. Este orden de peces está dividido en cinco subórdenes: Lophioidei, Antennarioidei, Chaunacoidei, Ogcocephaloidei y Ceratioidei.

Aunque sean llamados de los animales más feos que existen, su morfología tiene su explicación. Esta forma del cuerpo está amoldada para poder subsistir en las inhóspitas profundidades oceánicas. En las profundidades del océano apenas llega la luz solar, con lo que los nutrientes son más escasos. La lucha por la supervivencia es considerablemente más compleja puesto que hay muchas especies predadoras.

En cuanto a su cuerpo propio, tiene una cabeza anchísima y un cuerpo aplanado que se marcha estrechando cara la cola. Una de las cosas que más temor da de estos peces son sus dientes. Su boca tiene forma de media luna y los dientes están afilados y conformados cara dentro. Generalmente tienen el tono de su cuerpo cobrizo o bien gris obscuro y una piel rugosa, áspera y sin escamas.

Debido a las condiciones en las que vive, tiene los huesos delgados y flexibles que le deja abrir la boca lo bastante para poder tragar a sus presas. Para eludir ser comido o bien oponer algún género de resistencia, disponen de largas espinas sobre la cabeza. Tienen las aletas dorsales y ventrales ubicadas en el dorso de la cola. Ciertas especies de pez rape tienen cambiadas sus aletas para amoldarse mejor al lecho marino y poder pasear sobre él. El tamaño oscila entre veinte centímetros y 1 metro de longitud al paso que el peso es de unos veintisiete-cuarenta y cinco kilos.

Una de las peculiaridades del pez rape que lo hace tan singular es el pedazo de espina dorsal que sobresale sobre la boca. Semeja tal y como si fuera una antena y la emplea como cebo para captar sus presas. Este órgano en ciertas especies de pez rape hembra tienen luminiscencia. Esta se debe a las bacterias simbióticas que habitan en el órgano.

Área de distribución del pez rape

referencia del pez rape en buscando a nemo

Referencia del pez rape en buscando a Nemo

Aunque la mayor parte de los peces rape estén en el océano Atlántico y en la Antártida, hay unas trescientos especies cerca de todo el planeta. Pueden llegar a morar en profundidades de hasta mil seiscientos metros. Ciertas especies viven en aguas menos profundas, mas son más escasos.

Como hemos citado ya antes, la supervivencia del pez rape se complica debido al ecosistema en el que vive. Esencialmente, la carencia de luz es la variable más limitante en estos lugares. Sin apenas luz solar, no existen plantas que hagan la fotosíntesis ni visión para poder moverse y apresar mejor a sus presas.

Comportamiento del pez rape

Por lo general, estos peces son solitarios. Para poder amoldarse mejor a los entornos de las profundidades marinas, han desarrollado una relación simbiótica con las bacterias que habitan cerca de su «antena». La relación consiste en un mutualismo en el que los 2 ganan algo. Por una parte, el pez rape se favorece de la luz que da su órgano para ver en el fondo marino y, por otra parte, las bacterias son capaces de sintetizas elementos químicos que son precisos para poder producir la luminiscencia, que si estuviesen distanciadas del cuerpo del pez rape, no podrían.

Otro aspecto curioso que tiene este pez es la relación que tiene los machos y las hembras. Por norma general, los machos son más pequeños y, muy frecuentemente, éstos se transforman en compañero parasitario de ella. Esto acostumbra a suceder cuando el pez rape es joven o bien es inútil de nadar, puede aferrarse a una hembra hincándole los dientes. Si esta relación se sostiene a lo largo de un tiempo, el macho es capaz de fusionarse a la hembra conectando su piel y su circulación sanguínea. Cuando ocurre esto, pierde los ojos y los órganos internos con salvedad de los órganos reproductores. De esta forma, no es extraño que una hembra tenga seis o bien más machos fusionados a su cuerpo.

Alimentación del pez rape

Estos peces son predadores de otras especies de peces. Para poder darles caza, emplean su órgano luminiscente. En el momento en que una presa hace contacto con el cebo, el pez rape abre de forma rápida la boca y lo devora. Merced a los huesos tan flexibles de los que dispone, son capaces de poder tragar presas que son el doble de su tamaño.

Reproducción del pez rape

los huesos del pez rape son flexibles para poder abrir mucho la mandibula y engullir a sus presas

Debido al entorno de obscuridad en el que viven y la complejidad para encontrarse con otros peces, es verdaderamente conflictivo para el pez rape localizar a una pareja con quien aparearse. Que 2 peces rape se hallen entre ellos es bastante infrecuente. Por esta razón, cuando se reproducen lo hacen de forma ocasional. El macho vive con el único fin de reproducirse y al localizar a una hembra no duda en fusionarse a ella transformándose de esta manera en parásito a cambio de esperma para su pareja.

Aunque no todos y cada uno de los peces rape se reproducen de este modo. Hay algunas especies que son capaces de sostener un apego sexual temporal sin precisar tener que fusionar sus tejidos.

Sea como sea la forma de reproducción, la hembra desova en el mar sobre una capa gelatinosa y transparente. Dicha capa tiene unas dimensiones de veinticinco cm de ancho y diez metros de largo. Cada huevo flota en una cámara individual que tiene aberturas a fin de que el agua circule dentro. Cuando los huevos eclosionan salen miles y miles de larvas con aletas pélvicas alargadas, con forma de filamentos.

Similitudes y diferencias con el pez sapo

el pez sapo tiene similitudes y diferencias con el pez rape

El pez sapo guarda ciertas semejanzas con el pez rape, si bien asimismo tiene enormes diferencias. Los 2 son grandes predadores y disponen de un órgano que sirve de cebo para sus presas. La diferencia entre los dos es que el pez sapo se mimetiza en el entorno para distraer a sus presas y parecer que son esponjas marinas. Con su órgano de cebo atrae a la presa y, del mismo modo que el pez rape, es capaz de poder abrir tanto su boca, que podría tragar presas de mayor tamaño que . Mientras que el pez rape atrae a las presas con la luz, el pez sapo debe esconderse de ellas para agredir por sorpresa.

El órgano que emplea de cebo, es una elongación de la espina dorsal que semeja un verme o bien un pequeño pez. Con esto puede captar las presas tal y como si se tratase de una caña de pesca. Su cuerpo, en contraste al pez rape, está cubierto de púas, irregularidades y verrugas que les deja confundirse con esponjas, ascidias, corales e inclusive rocas.

el pez sapo se camufla para poder asaltar a sus presas

Otra diferencia que tiene el pez sapo y el pez rape es el veneno. El pez sapo dispone de un veneno para poder defenderse de otras presas, aparte de la mimetización con el entorno. El pez rape es todo lo contrario: busca llamar la atención de las presas a fin de que estas vayan hacia él.

Los peces sapos no guarda relación simbionte con ninguna especie de bacterias o bien otras especies de peces.

El pez sapo se halla en regiones tropicales y subtropicales del Atlántico y Pacífico, Océano Índico y el Mar Colorado. Estas especies no viven tan en el fondo marino como los rape.

¿Qué amenazas tiene el pez rape?

el pez rape es degustado en muchos paises

Aún viviendo en las profundidades del lecho marino y a unos mil seiscientos metros de profundidad, el pez rape está conminado por el humano. Si bien sean de los peces más feos del planeta, esto no es lo que atrae al humano, sino más bien su degustación y sabor. El pez rape es común en los platillos elaborados con su carne. Además de esto, en lugares como el país nipón y Corea son considerados un manjar digno de probar.

El pez rape americano (Lophius americanus) y el pez rape de vientre negro están incluidos en la Lista Roja de Especies Pesqueras de  Greenpeace, que señala los peces vendidos en el mundo entero con una alta probabilidad de proceder de pesquerías insostenibles. Aparte de la sobrepesca, el pez rape asimismo está conminado en su ambiente natural. A lo largo del fenómeno El Niño nadan cara la superficie y más tarde se ve flotando un sinnúmero de peces fallecidos. Esto es debido a las fluctuaciones de las temperaturas de las aguas. En nuestros días, la sobrepesca de estos peces y los efectos del cambio climático que provocan incremento en las temperaturas de las aguas y acidificación de los océanos, amenazan a los rasures.

Con esta información podréis saber un tanto más sobre estos peces que, si bien feísimos por fuera, son capaces de amoldarse y subsistir en entornos muy hostiles y, además de esto, su sabor es muy demandando en numerosos países donde es un manjar saborear su carne.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Ir arriba