Pez arcoíris【2020】

Pez arcoíris

Pez arcoíris

El pez arcoíris es una de las especies más bonitas entre los peces de agua dulce de todo el planeta. Tiene abundantes colores de su piel (de ahí su nombre) y puede captar la atención de cualquier persona. Su nombre científico es Melanotaenia boesemani y es ideal para los acuarios, en tanto que le va a dar un enorme aporte ornamental. Su éxito en la acuariofilia ha sido enorme y se ha vuelto uno de los peces más populares entre en las tiendas que se dedican a la tienda de peces.

En este artículo analizaremos a fondo las peculiaridades de este pez, su estilo de vida y los cuidados que precisa en cautividad. ¿Deseas aprender todo sobre el pez arcoíris? Prosigue leyendo

Características principales

Pareja de peces arcoíris

Como podemos estimar en esta página, todos y cada uno de los peces se distinguen unos con otros en una cualidad singular. La apariencia de este pez es aplanada y con forma de óvalo. Está comprimido por los laterales. Presenta una fisionomía bastante estructurada, pues no presenta ninguna distinción entre la zona dorsal y ventral. Conforme pasa el tiempo, el reverso presenta un pequeño abultamiento que nos deja querer la edad que tiene el pez. La aparición de esta especie de bulto está ligada a peces de gran edad.

Presenta 2 aletas dorsales y una anal. La aleta anal es la continuación de su cuerpo. Empieza desde la parte media y tiene una función fundamental. Gracias a ella el pez puede adquirir la posibilidad de impulsarse a alta velocidad para nadar. Con las aletas dorsales van dirigiendo el desplazamiento. El pez arcoíris no tiene un importante tamaño, mas todavía de este modo se desplaza muy de manera veloz.

En cuanto a la boca, tiene una rasgo muy peculiar: es demasiado angosta. Pese a ello tiene un voraz apetito. Tiene una inclinación ascendiente, lo que tiene una angosta relación con el género de comportamiento que tiene en el momento de comer. Los peces arcoíris son capaces de devorar todo género de comestible que se halle en la superficie. Por la inclinación de la boca, se les torna imposible comer los comestibles que están en el sustrato.

Los peces arcoíris es una especie que presenta proporciones pequeñas. El tamaño del pez arcoíris va entre los seis centímetros y los doce centímetros más o menos. Esta característica hace que sea uno de los peces preferidos para la cría ornamental, en tanto que no adquieren grandes volúmenes y pueden mantenerse  en acuarios medianos.

Área de distribución y hábitat

Hábitat y distribución

Estos peces tienen un área de distribución bastante limitada, pues son escasos los lugares en los que habita. Se acostumbran a localizar en la zona más oriental del sureste de Asia en 3 localidades: Indonesia, Australia y Nueva Guinea. Los lagos donde se les puede localizar son el Ajamaru, Aintijo y Hain.

En cuanto a su hábitat, acostumbran a vivir en medios acuáticos de agua dulce. Pese a ello, no todos y cada uno de los ríos son buenos hábitats para estos peces. Solo viven en determinados ríos con peculiaridades concretas. Por poner un ejemplo, una de las necesidades primordiales a fin de que el río sea capaz es el pH. A fin de que puedan cobijar a los peces arcoíris, el agua debe continuar con un rango de pH entre seis y siete.

La temperatura asimismo es una restricción. La idónea es de unos quince grados. Cuanto más cristalina y limpia esté, el desarrollo va a ser más conveniente. Este pez de agua dulce no acostumbra a nadar en profundidades en tanto que, como hemos citado ya antes, no es capaz de alimentarse de los comestibles del sustrato por la inclinación de la boca.

Otro requisito que precisa el hábitat es que tengan rebosantes plantas acuáticas y la temperatura del agua esté en torno a los veintidos-veintiseis grados. A veces, pueden sostenerse un tiempo a temperaturas de veintiocho grados, si bien su desarrollo no es el ideal.

Alimentación del pez arcoíris

Alimentación

Tal y como se puede inferir, la nutrición es omnívora. Puede comer tanto pequeños animales como plantas acuáticas. No representa ningún inconveniente en el momento de escoger comestibles para su dieta diaria. Precisa de una alimentación equilibrada y con pluralidad. Si esto es de este modo, el brillo de sus escama va a ser considerablemente más fuerte y los colores más vistosos.

Para la nutrición en acuario, hay que escoger bien los comestibles que se le dará. Han de ser variados y no importa si son congelados o bien productos industrializados. Los dos productos dan y satisfacen bien las necesidades de los peces arcoíris. Aun si lo quieres, puedes entremezclar el alimento en forma de escamas o bien gránulos. Asimismo puedes darles carne de pescado o bien camarones pequeños.

La frecuencia con la que se debe nutrir es de múltiples veces al día. lo más conveniente es 3 veces. Es esencial que el alimento pueda quedarse suspendida en el agua, pues no pueden comer comida del sustrato por la inclinación de la boca. Por esta razón, todo comestible que caiga en el fondo va a quedar inútil y lo único que va a hacer va a ser manchar el acuario. Para eludir estos percances, se les da pequeñas cantidades de comida y de este modo se evita que descienda hasta el fondo.

El tema de la nutrición puede ser un inconveniente si lo mezclamos con otros peces. Si bien sean peces bastante sociables, se ven intimidados por la agilidad de otros peces en el momento de comer. Posiblemente se queden enterrados en el acuario y no se dirijan a la superficie.

Cuidados necesarios

Cuidados del pez arcoíris

Para que el pez arcoíris se sienta como en casa, el acuario debe cobijar suficiente espacio a fin de que naden. Con unos doscientos litros van bien. La longitud del acuario ha de ser mínimo de un metro. El agua debe estar oxigenada con un buen filtro. El filtro precisa aportar movimiento al agua tres o bien cuatro veces por hora.  Se recomienda emplear un sustrato más obscuro a fin de que se resalte todavía más el colorido de los peces.

La cría de peces arcoíris debe pensarse en parejas para la posibilidad de su futura reproducción. Si se tienen múltiples peces arcoíris, es esencial darles sitio a aquellos peces que han formado vínculos. Situarlos en un sitio propio o bien más privado permite la reproducción de nuevas crías.

Espero que con esta información puedan cuidar bien de los peces arcoíris y gozad de su colorido.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Ir arriba