Pez sierra【2020】

Pez sierra

Pez sierra

El pez sierra hace honor a su nombre. Su cuerpo alargado y su boca en forma de sierra hacen que este pez sea muy temido. El nombre científico es Pristis pristis y pertenece al orden de los Pristiformes. En el presente artículo vamos a examinar a este fantástico pez a fondo para conocerlo más.

¿Deseas aprender todas y cada una de las peculiaridades y estilo de vida del pez sierra?

Características principales

Hocico del pez sierra

La familia de los peces sierra cuenta con 2 géneros y 7 especies. Están aproximadamente relacionados con las rayas y cuentan con un esqueleto lleno de cartílagos. El mayor atributo y con lo que se le conoce es pues el morro lo tiene similar a una sierra. El morro está envuelto en un sinnúmero de poros que le dejan advertir cualquier movimiento para poder apresar. Esto le da una enorme ventaja en el terreno.

Su capacidad sensorial es tan gran grande que es capaz de percibir los latidos cardiacos de cualquier animal. La mayor parte de las actividades las efectúa merced al morro en modo de sierra. Sirve tanto para el ataque para la defensa. Se trata de una herramienta realmente bien equilibrada que puede atrapar a una presa para devorarlo inmediatamente. Para defenderse de los predadores como los delfines y el tiburón la emplea. No tiene dientes, sino más bien escamas bucales.

El morro está formado por veintitres pares de dientes que van en proyección delantera. Es tan grande que representa más de la cuarta una parte de su cuerpo. Pueden dirigirse a diferentes direcciones para agredir a sus presas las que hiere con la sierra. Está plenamente cubierta de poros sensoriales que le asisten a percibir todo cuanto hay a su alrededor.

El pez sierra puede apresar de 2 formas. La primera es emplear su morro como cepillo. Así puede atraer la arena de las zonas donde se ocultan presas como los crustáceos, cangrejos y camarones. Asimismo puede despresar a sus presas como hirientes, salmonetes y otros ejemplares. No obstante, es una presa simple para los tiburones cuando están en edad juvenil.

Conforme medran son capaces de defenderse frente a los temibles predadores del océano.

Comportamiento

comportamiento del pez sierra

El pez sierra es un animal nocturno, bastante pasivo y pasan su día descansando plácidamente para estar activos en la noche y apresar. Pese a que por su aspecto puede aparentar ser peligroso y también imponer temor, son peces bastante pasivos y también inútiles de agredir al humano. No obstante, como muchas especies, si se ve conminado o bien atacado, no vacilará en defenderse.

Se trata de un animal bastante sedentario que pasa la mayoría del tiempo descansando en zonas sosegadas. Se acostumbra a poner cerca de los suelos areniscos donde puede hallar ciertas presas bajo la arena. De la misma manera que el resto de su especie elasmobranquios batoideos pueden respirar empleando los espiráculos grandes que tienen en cada uno de ellos de los ojos.

Hábitat y área de distribución

Habitat del pez sierra

Nos podemos hallar al pez sierra en las zonas tropicales y subtropicales. Son encontrados en las zonas de Australia, África, Ecuador, Portugal y en ciertas zonas del Caribe. Los turistas pueden verlo puesto que ocupan aguas de baja profundidad.

Es capaz de vivir tanto en agua dulces como salobres. Básicamente se ponen en las bocas de los ríos donde el contraste de agua dulce y salobre no le produce un agobio al metabolismo. Merced al carácter de estos peces son capaces de desenvolverse en diferentes medios acuáticos. Pueden vivir en lugares que les provea de comestibles y calma para reposar a lo largo del día.

Se les puede hallar en ciertos estuarios y bahías donde viven sin apenas dificultades. Se ha conseguido establecer a lo largo del Golfo de México hasta el sur por el Atlántico y Pacífico. En ciertas zonas es empleado como medicina no tradicional en ciertas enfermedades respiratorias.

Debido a que la mayoría de su tiempo se las pasa en lugares limosos y areniscos, aprovecha para excavar y entretenerse. Para esto emplea su sierra y en abundante ocasiones termina encontrando presas con las que alimentarse. Es curioso que se le puede ver haciendo esta acción únicamente por distraerse mientras que llega la noche.

Las presas más simples que tiene son los peces tropicales, puesto que no cuentan con un buen sistema de defensa. La distribución de este pez se centra en zonas donde ya antes continuaba en grandes cantidades. Se les podía hallar en las aguas de U.S.A., en concreto en las de la ciudad de Nueva York, Florida y Texas.

Alimentación del pez sierra

Pristis pristis

Su nutrición está basada en invertebrados de mayor tamaño y moluscos. Además de esto, se nutre asimismo de otros elementos vivos que se hallan en las profundidades de las aguas. Todavía cuando llegan a compartir exactamente el mismo hábitat y el pez sierra tiene capacidad para comérselo, no se ha visto jamás que se haya comido a un pez piedra.

Cuando este pez se quiere atrapar no tiene ninguna complicación. No obstante, no se consume como otros géneros de peces. En nuestros días sí existen algunos comercios y exportaciones de pez sierra que están prosperando.

Por lo general, el consumo de este pez se hace salobre y prácticamente siempre y en toda circunstancia es atrapado con la pesca de camarones. No se logran grandes cantidades puesto que no es el objeto primordial de pesca. Contiene grandes cantidades de mercurio, con lo que no se aconseja consumir en grandes proporciones. Este es el motivo por el cual no se ha vuelto famosísimo en la gastronomía de los países.

Reproducción

reproduccion del pez sierra

Sobre la reproducción del pez sierra no se sabe mucho. Lo que sí se conoce es que son ovovivíparos, con lo que su reproducción de huevos se desarrolla en la hembra hasta el instante de la eclosión. Cuando alcanzan la edad de diez años más o menos es cuando logran la madurez completa. Si no son capturados por sus predadores o bien el humano, acostumbra a tener una esperanza de vida de treinta años.

Para lograr la madurez sexual deben lograr unos 4 metros de largo y diez años de edad. Su reproducción no es muy abundante, lo que le hace verdaderamente frágil a la sobrepesca. La tasa de reproducción de este pez sierra es bastante escasa y se puede equiparar con el pez vela o bien marlín quien tiene del mismo modo un sistema de reproducción bastante lento

La reproducción tiene sitio en los meses de abril a fines de junio.

Con esta información podréis conocer más a fondo al pez sierra. ¿Os ha agradado? Háznoslo saber en los comentarios

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Ir arriba