Zanclus cornutus【2020】

Zanclus cornutus

Zanclus cornutus

Volvemos con uno de los peces de acuario más deseados por la acuariofilia. Se trata del pez ídolo moro. Su nombre científico es Zanclus cornutus y es uno de los más demandados y cotizados del campo. Es un pez coralino cuyo colorido lo hace ser excepcionalmente bello. Es un pez complicado de sostener, con lo que solo los especialistas en acuarios pueden aventurarse a cuidarlos. Su aclimatación en cautividad plantea enormes inconvenientes de adaptación por nutrición.

Si eres especialista y deseas atreverte a cuidar un pez ídolo morisco, ¿deseas conocer todo sobre este pez y sus necesidades?

Características principales

Caracterísicas del pez ídolo moro

El Zanclus cornutus pertenece a la familia Zanclidae y al orden perciformes. Su cuerpo tiene forma de disco y está muy comprimido lateralmente. Su quijada es tubular y dispone de una pequeña boca con abundantes dientes largos. Para alimentarse, usa su morro sobresaliente con el que raspa y busca continuamente su comida entre rocas, rocales, esponjas y algas.

Es muy habitual que las espinas de la aleta dorsal estén alargadas en un filamento similar a un látigo de color blanco. y 2 barras negras que atraviesa el cuerpo. Las aletas son poco robustas y móviles. Si el filamento es cortado por un predador o bien el algún accidente, puede medrar nuevamente. Los ejemplares con una mayor edad pueden presentar una ligera gibosidad en la zona terminal de la cabeza. El filamento dorsal pueden tenerlo más desarrollado en esta temporada.

Cuando son más jóvenes, estos peces se semejan a los peces ángel. Sus aletas ventrales tiene forma triangular y son bastante cortas. Por otra parte, la aleta anal tiene forma de pirámide ,caudal de triángulo y las pectorales de una manera circular. Este conjunto de formas le da al pez gran belleza.

Pueden llegar a medir hasta veinticinco centímetros en un acuario y si se logran amoldar al mismo, son capaces de tener una esperanza de vida de más de diez años.

Necesidades de mantenimiento

Tamaño de acuario

Acuario para el idolo moro

Este es un pez bastante complicado de cuidar. Por este motivo, solo los más especialistas son capaces de sostenerlos sanos en el acuario. El Zanclus cornutus precisa de ciertos cuidados singulares para subsistir. La primera cosa que se debe tener en consideración es el acuario y su tamaño. En la naturaleza, este pez está habituado a ir por los corales en busca de comida. Es un bañista incansable, con lo que precisará un acuario bastante grande que satisfaga estas necesidades de desplazamiento. Cuando menos ha de ser 2 metros de largo y más de medio metro de ancho. La profundidad es aconsejable que exceda los cincuenta cm, de esta manera va a poder desplegar sus aletas.

Alimentación

Idolo moro con otros peces en el acuario

Otro requisito esencial es su nutrición. En estado natural se nutre primordialmente de microinvertebrados y esponjas que viven en los arrecifes de coral y en las rocas. Por este motivo, el acuario debe contar con bastantes rocas vivas y corales duros que le den comestible preciso en su fase de adaptación. Asimismo precisan de abundantes escondites para refugiarse en el caso de que sea preciso.

Limpieza del agua

nadando por el acuario

Uno de los requisitos más importantes(si no el más esencial) es la calidad del agua. En su hábitat natural las corrientes de agua son bastante enclenques y sus aguas muy trasparentes. No existe ningún género de polución orgánica. Esto desea decir que el agua en el acuario debe sostenerse muy limpia. Tampoco ha de estar poco movida y los niveles de nitritos, amoníaco y nitratos siempre y en todo momento a cero.

Parámetros del acuario

Hábitat del zanclus cornutus

Para que estos peces se adapten de forma perfecta, el acuario debe sostener ciertos factores muy rigurosamente equilibrados. La temperatura debe ronda entre los veinticuatro y veintiseis grados y la densidad entre mil veinte y mil veinticuatro. Al alimentarse este pez genera ciertos desechos que hay que adecentar. Para esto, es conveniente un espumador de proteínas y la instalación de ozonizadores y lámparas UV. Esto nos va a ayudar a suprimir ciertos parásitos que les afecten la salud.

Enfermedades del zanclus cornutus

Banco de zanclus cornutus

Al igual que sus familiares, los peces cirujano, el ídolo morisco es bastante sensible a enfermedades como el Oodinium y el Cryptocarion. Las dos son enfermedades de la piel. Asimismo es bastante sensible a la tuberculosis y la enfermedad de la línea lateral. Estas enfermedades acostumbran a terminar con la vida del pez.

Por lo general, todas y cada una estos inconvenientes son derivados del duro proceso de adaptación que le acarrea a este pez introducirse en un acuario. Su sistema inmunitario está desgastado por naturaleza. Si encima le sometemos a una adaptación fuera de su ambiente natural, lo vamos a estar forzando sobre sus límites.

Lo mejor dadas estas situaciones es no emplear fármacos que tengan algún contenido de cobre. Estos peces no aceptan este metal bien.

Mejorar la adaptación del Zanclus cornutus

zanclus cornutus escondiéndose

Para acrecentar las posibilidades de adaptación del ídolo morisco se deben tener en consideración múltiples cosas. La primera es que es imperativo adquirir los ejemplares para el acuario mientras que son muy jóvenes. Esto les va a ayudar en su proceso de adaptación. Como ocurre en humanos, los más jóvenes son más amoldables a los nuevos escenarios. La segunda es su nutrición.

Una de las causas por el que no logran amoldarse es el agobio. Hace que se dejen de nutrir y mueran. Por este motivo, es preciso sostener el acuario con muchas rocas vivas y escondite como afirmamos previamente. Si deseamos introducirlos con otros peces, han de ser apacibles. De esta forma van a poder sostener relaciones más estables y no tener incidentes. Si los peces y el agua continúan apacibles, reducirá su agobio.

En cuanto a su nutrición, es indispensable que se nutra solamente con presas vivas como las artemias a lo largo de sus primeros días. Esto va a hacer que comience a comer poquito a poco. Cuando ya coma artemias sin reparo, vamos a poder sustituirlo por algún género de comestible congelado. Cuando devore sin recelos todo el comestible congelado que se le dé se puede procurar ya con comestibles deshidratados y liofilizados, que terminan admitiendo siempre y cuando su estado de salud sea perfecto.

Es de vital relevancia que las condiciones del agua, rocas y nutrición se sostengan en perfectas condiciones a fin de que el pez se acostumbre poquito a poco a vivir en cautiverio. Con estas pautas vas a poder cuidar de tu Zanclus cornutus en condiciones. ¡Mucha suerte con esto!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Ir arriba